Saltar para: Post [1], Pesquisa e Arquivos [2]

Em Português


Uma oliveira para Saramago

Sábado, 15.06.13

Há quase dez anos José Saramago trouxe de Azinhaga uma oliveira e plantou-a em sua casa. Viajou com a pequenina árvore entre as pernas, equilibrando-a no avião, e cuidou para que ela se adaptasse ao forte vento e o solo rochoso da ilha. Agora, tantos anos depois dessa viagem e três depois de sua morte (no dia 18 de junho de 2010), Lanzarote “plantou” uma oliveira de aço de cinco metros de altura em homenagem ao Nobel português.

Neste sábado, dia 15 de junho, na presença de amigos, familiares e moradores da ilha, sob o sol e o vento característicos de Lanzarote, foi inaugurada a Glorieta José Saramago. Está localizada no início da rua onde morou o escritor e onde agora funcionam a Casa-Museu e a Biblioteca José Saramago, no município de Tías. No centro da rotunda está a escultura de autoria de Ester Fernández Viña, José Perdomo Guillén e Javier Pérez Fígares: uma enorme figura de aço com as iniciais J e S no formato de oliveira, símbolo de sabedoria e árvore tão querida pelo autor de Ensaio sobre a Cegueira.

“É um abraço da terra ao homem que a quis habitar”, disse Pilar del Río no seu discurso. “Hoje é um dia de gratidão e também de olharmos para nós mesmos, para o passado que fomos, que nos urge e nos convoca a não esquecer”, acrescentou a presidenta da Fundação José Saramago. Pilar também recordou César Manrique e o seu labor pela preservação ambiental, ideia compartilhada por Saramago e um dos princípios basilares da fundação que leva o seu nome. “Em Lanzarote surge um escritor renovado, mais direto, que não usa bosques floridos, preferindo a erupção vulcânica para contar o mundo”, apontou Pilar após citar o ensaio de Saramago intitulado A estátua e a pedra, publicado este ano pela Fundação. “Agradeço ao Ayuntamiento de Tías, que por unanimidade decidiu que essa rotunda que tantas vezes o viu passar se chamaria José Saramago”, finalizou.

“A oliveira de aço é a expressão de reconhecimento e gratidão, com testemunhos, diante de sua casa, na terra compartilhada”, disse o Presidente da Câmara de Tías, José Francisco Hernández. “Estamos devolvendo a Saramago algo que nos havia entregue antes: respeito e dedicação”, acrescentou o Presidente, que também recordou que o escritor colocou o nome de Lanzarote em seus livros e em sua biografia: “De alguma forma, pode-se dizer que onde ele ia, nós estávamos com ele”.

Inés Rojas, Ministra da Cultura e Assuntos Sociais de Canárias, encerrou o ato num discurso improvisado e emotivo sobre o escritor. “Não queria recordá-lo como o grande literato que foi, porque isso muitos já o fizeram, mas como um referente num momento difícil como aquele por que estamos a passar. Saramago, já tens uma oliveira plantada em Lanzarote”.

Finda a cerimónia, as portas da biblioteca da Casa foram abertas e os presentes brindaram pela memória de José Saramago.

--

Glorieta José Saramago
(Palavras de Pilar del Río na cerimónia de inauguração da Glorieta José Saramago)

De los Cuadernos de Lanzarote, 31 de diciembre de 1994:

“Escribo entre las 12 de la noche y las 12 de la noche. La Península ya entró en 1995, aquí nos quedan veinte minutos de 1994 por vivir. En Canarias no hacemos las cosas por menos: necesitamos 24 campanadas para pasar de un año a otro. Los amigos que vinieron de Portugal y de España miran con desconfianza los relojes, como sin saber dónde se encuentran… El tiempo es una tira elástica que se estira y se encoge. Estar cerca o lejos, allá o acá, solo depende de la voluntad. En la península ya acabaron los fuegos artificiales. La noche de Lanzarote es cálida, tranquila. ¿Nadie más en el mundo quiere esta paz?”

Esta paz: la que José Saramago encontraba entre los meandros del Río Almonda cuando era niño y que, tantos años después, recuperó en los volcanes de Timanfaya o mirando el mar de Puerto del Carmen desde la ventana de su despacho, desde este lugar que hoy nos acoge en lo que a mí me parece un abrazo de la tierra al hombre que quiso habitarla.

Hoy es un día de gratitud y también de mirarnos a nosotros mismos, al pasado que fuimos, que nos urge y nos convoca a no olvidar. Lanzarote es grande cuanto más grande es su ambición. Esta es la isla del desarrollo sostenido que nos enseñó César Manrique, Reserva de la Biosfera que no quiere dejar de serlo por prospecciones petroleras miles de veces protestadas, es un lugar de encuentro donde el paisaje se impone como la estimulante compañía que necesitan los creadores para describir el mundo y los demás para vivir con una dimensión humana.

José Saramago sintió Lanzarote, esta “tierra – cuerpo”, de forma tan intima y profunda que hasta su estilo literario se modificó, como dejó dicho en La estatua y la piedra, conferencia dictada en Italia, ahora ya libro que camina por varios países. Ahí cuanta José Saramago que el contacto con la secura y el reconocimiento de los poros de la piedra le llevó a interesarse más por la materia de la que está hecha la estatua que por los pliegues que el escultor obtiene cuando la modela. Y surge en Lanzarote un escritor renovado, más directo, que no usa bosques floridos, prefiere la erupción volcánica para contar el mundo, y escribe Ensayo sobre la ceguera o Ensayo sobre la lucidez o La Caverna, que son golpes en la conciencia del lector, una llamada de atención para que no seamos ciegos pudiendo ver. Estos libros, y otros, nacieron, para nuestra alegría, en este lugar que ahora podemos visitar y, tal vez, sentir las vibraciones que a él le motivaron.

Es día de agradecer, decía:

En nombre de la familia de José Saramago,
en el de la Fundación que lleva su nombre,
supongo que en el de tantos lectores repartidos por el mundo,
doy las gracias en primer lugar al Ayuntamiento de Tías, que por unanimidad decidió que esta rotonda que tantas veces lo vio pasea se llamaría José Saramago. Gracias querido alcalde.

También al Cabido de Lanzarote, Gracias presidente, que con el equipo de gobierno se empeñó en que el proyecto fuera realidad.

Gracias Consejera, porque el gobierno de Canarias es sensible al valor de José Saramago para el archipiélago.

Y gracias a Ester Fernández Viñas, a José Perdomo Guillén y a Javier Pérez Fernández-Fígares autores de este hermoso monumento que ha de darnos sombra es las horas difíciles.

Queridos amigos: si esta casa y esta biblioteca contienen dentro a José Saramago, a su espíritu libre, combativo y creador, esta rotonda representa el mejor Lanzarote, el de quieres respetan y agradecen, la tierra inmensa que reconoce a los suyos y suyos son quienes la aman y la protegen de la devastación.

Hoy es un día de fiesta con un punto de añoranza. Hace tres años que estamos sin José Saramago, tres años ya que sentimos su falta, aunque no su ausencia. Este olivo de tronco recio y ramas aladas nos recordarán que nosotros fuimos sus interlocutores, la tierra y las personas que eligió para quedarse. Como el acero de este olivo, la luz que nos auxilia y la insobornable amistad.

Muchas gracias.

Pilar del Río
Tías, Lanzarote, 15-6-2013

--

Inaugurada la Glorieta José Saramago en Tías
A Casa

--

Un olivo en recuerdo de Saramago
Info Libre

Del Río: "Saramago sintió la isla de forma tan íntima que cambió su estilo literário
La Província

Un olivo de acero de cinco metros recuerda a José Saramago en Lanzarote
Agencia EFE

Inaugurada El Olivo, escultura homenaje al escritor José Saramago
La Voz de Lanzarote

Un olivo de acero para Saramago
El Universal (Venezuela)

Pilar del Río: "Aunque falte la persona, cada día veo con más fuerza la presencia de Saramago en el mundo"
Onda Cero:

Autoria e outros dados (tags, etc)

publicado por Fundación Saramago





Destacados

Ver todas las noticias

Amigos de la Fundación José Saramago


Librería/Tienda de la Fundación José Saramago


Además


Sonidos de la Fundación


Blimunda


Serviço educativo



La Fundación
Somos lo que dice el documento José Saramago firmado en Lisboa el 29 de junio de 2007. Somos la Fundación José Saramago.
Más información | E-mail

Buscar

Pesquisar no Blog  

La Casa dos Bicos

La Casa dos Bicos, edificio del siglo XVI situado en la calle Bacalhoeiros, Lisboa, es el hogar de la Fundación José Saramago.

La Casa dos Bicos se puede visitar de lunes a sábado de 10h a las 18h (última entrada a las 17h30m).
Leer más


A Casa José Saramago en Lanzarote

La casa hecha de libros se puede visitar de lunes a sábado de 10h a las 14h30. También se puede caminar virtualmente, aquí.

Reciba nuestro boletín de noticias


#saramago no Twitter



Archivo mensual

  1. 2014
  2. J
  3. F
  4. M
  5. A
  6. M
  7. J
  8. J
  9. A
  10. S
  11. O
  12. N
  13. D
  14. 2013
  15. J
  16. F
  17. M
  18. A
  19. M
  20. J
  21. J
  22. A
  23. S
  24. O
  25. N
  26. D
  27. 2012
  28. J
  29. F
  30. M
  31. A
  32. M
  33. J
  34. J
  35. A
  36. S
  37. O
  38. N
  39. D
  40. 2011
  41. J
  42. F
  43. M
  44. A
  45. M
  46. J
  47. J
  48. A
  49. S
  50. O
  51. N
  52. D
  53. 2010
  54. J
  55. F
  56. M
  57. A
  58. M
  59. J
  60. J
  61. A
  62. S
  63. O
  64. N
  65. D
  66. 2009
  67. J
  68. F
  69. M
  70. A
  71. M
  72. J
  73. J
  74. A
  75. S
  76. O
  77. N
  78. D

TripAdvisor

Parceiros institucionais:

Parceiro tecnológico:

Granta